Archivos de la categoría Gestion

6 meses de espera

Operarse en un hospital público español de neurocirugía tiene una espera  de  seis meses.

Es la especialidad en la que los pacientes tardan más en ser operados, una media de 154 días, casi medio año. Tras ella, y por encima de la media, estarían Cirugía Plástica (128), Traumatología (117), Pediátrica (110) y Angiología (103) mientras que en las que se tarda menos en ser operado es en Dermatología (48 días) y Ginecología (54).

Se contabilizan 9.964 pacientes en lista de espera

Pruebas solicitadas que no aportan información relevante

La Sociedad Española de Radiología Médica (SERAM),  es consciente  del papel que tiene para difundir el conocimiento que evite la  realización de pruebas innecesarias y por eso se ha sumado al proyecto, mediante la elaboración de una serie de recomendaciones de “no hacer”. Las que se han considerado de mayor impacto y consenso fueron las seleccionadas para su publicación por el Ministerio en Diciembre de 2014.

No hacer: Pruebas de imagen (TC / RM) en pacientes con clínica sugerente de cefalea primaria idiopática.

No hacer: Radiografía simple en el traumatismo cráneo-encefálico, excepto en sospecha de causa no accidental.

No hacer: Pruebas de imagen en la lumbalgia no complicada y sin signos de alerta.

No hacer: Pruebas de imagen en la cervicalgia no complicada y sin signos de alerta.

No hacer: Estudios de neuroimagen en pacientes pediátricos con cefalea primaria

Enlace al documento

Calidad percibida en hospitales del Servicio Sanitario Andaluz. El caso de los servicios de neurocirugía

N. Cordero Tous, Á. Horcajadas Almansa, G.J. Bermúdez González, D. Tous Zamora
Resumen

Objetivo
Analizar las características de la calidad percibida de los usuarios del sistema público hospitalario de salud de Andalucía y compararla con las de los usuarios de los servicios de neurocirugía andaluces.

Material y métodos
Encuestas aleatorizadas ajustadas por población activa en la comunidad andaluza mediante cuestionario telefónico basado en modelo SERVQUAL con modificación propia, y selección posterior de subgrupo relacionado con los servicios de neurocirugía. Se dividió la calidad percibida en calidad técnica, funcional y de infraestructuras.

Resultados
La satisfacción general fue del 76,3%. Del análisis de frecuencias se observó que las variables relacionadas con la calidad técnica (buenos médicos, éxito en operaciones, personal preparado, etc.) obtuvieron resultados más favorables. Aquellas relacionadas con el tiempo (espera, en consulta, organización de horarios) obtuvieron resultados más desfavorables. Las variables de atención a familiares obtuvieron resultados desfavorables. No existieron diferencias entre el global de la sanidad andaluza y los servicios de neurocirugía. En el análisis de medias las mujeres y las personas de mayor edad presentaron respuestas más favorables, sobre todo para variables relacionadas con la calidad de infraestructuras. En el análisis de cluster se observó tendencia a respuestas más favorables conforme la edad era mayor sin predominio de género (p<0 009

Conclusiones
No hay diferencias en la calidad percibida entre los servicios de neurocirugía y el resto de la sanidad. La calidad percibida en la sanidad andaluza es mayor conforme la edad del usuario es mayor. El análisis de calidad percibida es útil para plantear proyectos de mejora de la gestión clínica.

Artículo…

La fiscalía archiva la denuncia sobre un traslado de neurocirugía

La Policlínica denunció que el Ib-Salut había incumplido el convenio al enviar a un paciente a Mallorca

La Fiscalía de Ibiza ha archivado la denuncia interpuesta por la Policlínica Nuestra Señora del Rosario contra el hospital Can Misses por el traslado de un paciente de neurocirugía al hospital de Son Espases. La Policlínica consideraba que el enfermo debía haber sido atendido en Ibiza, en la clínica privada, al considerar que se trataba de un caso de neurocirugía urgente, servicio que tiene conveniado con el Ib-Salut.

La fiscalía solicitó al área de Salud de Ibiza y Formentera toda la documentación sobre el paciente y, tras analizarla, considera que no ha habido ninguna irregularidad en el traslado del enfermo, por lo que ha archivado el caso. La fiscalía asegura que todas las actuaciones que se realizaron con el paciente se llevaron a cabo en interés médico del enfermo.

De la misma manera, recuerda que la denuncia que interpuso la Policlínica Nuestra Señora del Rosario no ponía en duda la actuación de los profesionales sanitarios del hospital, sino el proceso administrativo que se siguió. En concreto, la clínica privada consideraba que el Área de Salud de Ibiza y Formentera había incumplido el acuerdo existente para que los casos urgentes de neurocirugía se atiendan en Ibiza.

La fiscalía señala que, a pesar del convenio, el Servicio de Salud es el que decide a dónde debe trasladar al paciente en función de su estado clínico, por lo que no considera que se produjera ninguna irregularidad.

 

Ashya King inicia su viaje a Praga para recibir un nuevo tratamiento

Ashya, retratado por su hermano tras la operación de 10 horas a la...

Ashya, retratado por su hermano tras la operación de 10 horas a la que fue sometido el 24 de julio.

El niño británico de 5 años Ashya King, que sufre un tumor cerebral y que ha estado ingresado en el Hospital Materno Infantil de Málaga, ha sido trasladado esta mañana en ambulancia al aeropuerto malagueño para viajar en un avión medicalizado a un centro hospitalario de Praga.

La ambulancia ha llegado a las 07.00 de la mañana a la puerta de urgencias del hospital infantil y, pasado algo más de una hora, ha comenzado el traslado gracias a que el menor continúa estable y ha pasado la noche sin complicaciones en la Unidad de Oncología Pediátrica, según han indicado a Efe fuentes sanitarias.

Para preservar al menor, varios sanitarios, con ayuda de agentes de la Policía Nacional y Local, han colocado un biombo para introducirlo en el vehículo.

En todo momento el menor ha estado acompañado por sanitarios para garantizar todos los cuidados médicos y el hospital ha indicado que de todo el proceso se ha informado tanto al Consulado Británico como a la Fiscalía de Menores de Málaga.

Detrás de la ambulancia iban el padre y su abogado, Juan Isidro Fernández, en un taxi con los cristales tintados.

Está previsto que en unos veinte minutos llegue al aeropuerto a la zona de vuelos no comerciales, ya que el avión ha sido contratado por los padres.

En el aeropuerto le espera un avión privado medicalizado con el que será trasladado a Praga para recibir un tratamiento de protonterapia por el que se han inclinado sus progenitores tras estudiar diferentes alternativas.

Polémico tratamiento

Anoche el delegado de la Consejería andaluza de Salud en Málaga, Daniel Pérez, y la dirección del Hospital Materno Infantil autorizaron el traslado tras comprobar que toda la documentación presentada reunía los requisitos necesarios para un traslado que cumpliera con todas las garantías.

La justicia británica autorizó el pasado 5 de septiembre a los padres del niño a viajar a Praga e iniciar allí un tratamiento.

El Tribunal Superior del Reino Unido otorgó el permiso tras una audiencia telefónica de varias horas en la que participaron los abogados que representan a Brett y Naghmeh King, padres de Ashya, y al hospital de Southampton (Reino Unido), donde el niño estaba siendo atendido.

Los padres del menor fueron detenidos en España por llevarse a su hijo sin consentimiento médico y más tarde fueron puestos en libertad.

El Ayuntamiento de Portsmouth inició el 29 de agosto un procedimiento judicial para reclamar la custodia temporal del menor con el argumento de que Ashya, entonces en paradero desconocido, requería atención médica urgente.

El consistorio, por medio de su alcalde, Donna Jones, ya había informado de que la medida temporal terminaría una vez que el niño fuera admitido como paciente en un centro de Praga para recibir un tratamiento contra el cáncer.

Los padres del menor, en libertad desde el miércoles, han acompañado desde entonces al niño en el Hospital Materno Infantil de Málaga, donde ha recibido sesiones de rehabilitación antes de ser trasladado.